Mostrando entradas con la etiqueta SALUD Y NUTRICIÓN. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta SALUD Y NUTRICIÓN. Mostrar todas las entradas

18 sept. 2018

Tras las vacaciones toca retomar la rutina: el trabajo, la casa, la vuelta al cole, el gimnasio. Por lo que no solo existe la operación bikini para disfrutar del verano, sino la recuperación del periodo estival. Sí, la recuperación porque las cañitas, salir de tapas con los amigos, las comidas familiares y demás pasan factura. De ahí que en la mayoría de las personas anide el deseo de eliminar esos kilos de la forma más rápida posible para después, tal vez, volver a recuperarlos en Navidad. ¡Ja, ja, ja...! ¡Cómo somos los humanos!

La importancia del deporte para una buena salud

El mayor problema de todo esto estriba en que muchísima gente intenta hacer dietas milagro a la par que van al gimnasio y todo ello sin ponerse en manos de un especialista, ni tan siquiera de un nutricionista deportivo.

Ya saben que en este blog tenemos una nutricionista de cabecera, Olivia Díaz, a la que acudimos para consultarle nuestras dudas y en varias ocasiones ha participado con algún artículo. Ella huye de la moda de las dietas exprés y de las mencionadas dietas milagro, y nos dio una serie de pautas muy interesantes porque las dieta milagro no existen.

Consejos para combinar deporte con alimentación y una vida sana

En estos días he tenido la oportunidad de hablar con algunas amigas y amigos asiduos a los gimnasios y que suelen participar en carreras. Además, una de ellas es "una crack", de forma habitual sube al pódium en todas las carreras a las que se apunta. Como experimentados deportistas, todos ellos coinciden en algo muy importante: no podemos volvernos locos por tener una figura maravillosa y olvidarnos de la importancia de combinar deporte con una alimentación sana.

Mujer corriendo en ciudad

Como este blog se dedica a la publicación de recetas y no soy nutricionista (ni una experimentada deportista, pero sí una amante de la vida saludable), no ejerceré como tal, pero sí les haré hincapié en que es necesario que se pongan en manos de nutricionistas deportivos si hacen deporte y quieren bajar de peso o mantenerse sanos y rendir. ¿Por qué? Nadie mejor que ellos saben qué es lo que deben comer para estar en forma. Sin lugar a dudas es estupendo que queramos hacer ejercicio y tener un peso adecuado, pero no me cansaré de decir que debe ser de una forma sana, de una manera saludable; vamos, con una alimentación, suplementación y nutrición deportiva correcta.

A casi todos nos resulta lógico ponernos en manos de un entrenador al apuntarnos al gimnasio, alguien experimentado que nos guíe e incluso nos prepare una rutina de ejercicios dependiendo de cuál sea nuestro objetivo. Entonces, ¿por qué no vemos tan normal que nos asesore un experto en alimentación deportiva? Es más, en el caso de dedicarnos a correr no se trata únicamente de salir a realizar esta actividad, hay que prepararse para no lesionarse y entrenar para mejorar la resistencia, la fuerza, la capacidad pulmonar y llevar una alimentación sana para no dañar el organismo. Uno de los objetivos del corredor es mejorar su resistencia muscular (capacidad de los músculos para tirar, levantar y empujar un peso durante un periodo de tiempo), es decir, vencer una resistencia de manera constante, aspecto necesario para estos deportistas.

Desde aquí, nuestro mayor consejo es que si parece coherente ponernos en manos de un entrenador, no debemos pasar por alto también el cuidar nuestra alimentación, pero no por nuestra cuenta, no a lo loco, sino gracias a la supervisión de un especialista. Preocupa ver cómo muchos jóvenes (chicos y chicas) se han obsesionado con el culto al cuerpo y a la extrema delgadez o el exceso de volumen en brazos, por ejemplo. Seguro que muchos de ustedes los oye hablando de qué comer o no comer (ellas intentan evitar los hidratos, craso error) y las horas que dedican al gimnasio. 

Nutrición deportiva

La alimentación de un deportista se caracteriza por estar presente en el momento anterior y posterior al entrenamiento, así como durante este e igualmente sucede en el desarrollo de la competición. Por mucho que entrenen, una alimentación inadecuada repercutirá negativamente en el rendimiento.

Los hidratos de carbono, preferentemente los compuestos (cereales, harinas integrales, legumbres...) no deben eliminarse porque aunque aportan calorías también son una fuente importante de minerales, vitaminas, proteínas vegetales y proveen de energía al organismo, además de regular los niveles de azúcar en sangre. Les hablo de algo muy importante, tanto que si se elimina o limita mucho su ingesta puede darse el caso de aceleración del ritmo cardíaco, temblores, dolor de cabeza, convulsionar o incluso entrar en estado de coma.

Al hacer deporte se consume más energía porque la actividad física quema calorías. De ahí que un deportista deba llevar una dieta equilibrada, con una selección correcta y variada de alimentos: un 60-65 % de hidratos de carbono (principal combustible del músculo en la práctica deportiva), 12-15 % de proteínas (como huevos, pescados, lácteos, carne), 20-30 % de grasas (aceite de oliva, pescado azul, frutos secos, por ejemplo). Por si les resulta de utilidad, les dejo esta completa guía de alimentación, nutrición e hidratación en el deporte.

Recetas para deportistas y amantes de la vida sana

Zumo de zanahoria, tomate y melón

Rollitos de jamón con dip de zanahorias

Arroz blanco con verduras, mejillones y pollo


Aprovecho para invitarles a seguirme en Facebook, Twitter, Pinterest y Google+, así como en la Comunidad de Google+ en la que ustedes pueden publicar sus recetas. Igualmente, les animo a unirse al grupo de Facebook para compartir sus platos y fotos de comida.

¡Muchas gracias por la visita!

25 may. 2017

Una de las maravillas de nuestra gastronomía es la dieta mediterránea que podríamos resumir en un consumo elevado de verduras, frutas frescas, legumbres, hortalizas y cereales; algo de pescado; baja ingesta cárnica y moderada de lácteos y de alcohol, preferiblemente vino, y como grasa culinaria, el empleo comedido del aceite de oliva virgen, unas 2 o 3 cucharadas soperas al día. ¿A quién no le apetecen unas rebanadas de pan con aceite de oliva virgen para desayunar? Si además las acompañamos de tomate o jamón ibérico, por ejemplo, una auténtica delicia.


España produce una gran variedad de aceites de oliva que según sus particularidades están más indicados para unos platos que para otros. El oro líquido es una de nuestras riquezas gastronómicas y son muchos los que visitan nuestro país y se quedan encantados con este producto. En el sector hostelero, desde 2014, existe la obligación de presentar el aceite de oliva en botellas perfectamente etiquetadas y en recipientes con sistemas que impidan su reutilización.

Propiedades del aceite de oliva

Entre las propiedades del aceite de oliva cabe destacar su color. Indudablemente, el color del producto final varía según la aceituna de la cual se extrae, lo que no afecta a la calidad. En el mercado están a la venta aceites que varían desde un verde intenso hasta aquellos casi transparentes. Las propiedades organolépticas (sabor, aroma y textura) son muy importantes en la valoración del producto final. No es lo mismo un aceite con un punto de sabor rancio que uno con toques suaves afrutados o leves de amargor.

En lo referente al grado de acidez, hay que tener en cuenta que a menor grado de acidez, mayor conservación y mejor manipulación en su extracción. El índice de peróxido indica su capacidad antioxidante, beneficiosa para nuestra salud, por lo que también es necesario un valor bajo.

Beneficios del aceite de oliva

La dieta mediterránea se caracteriza por ser una de las más recomendadas mundialmente y este producto, el aceite de oliva, juega un papel relevante en ella como puede observarse en la siguiente pirámide nutricional.

Fuente: Sociedad española de nutrición comunitaria (SENC)

Muchos son los beneficios del aceite de oliva en la alimentación al tratarse de una grasa no saturada con alto contenido en antioxidantes y polifenoles, así como vitaminas liposolubles E y A. Entre algunos de estos beneficios se encuentra que potencia el colesterol bueno, evita problemas gastroduodenales, combate la osteoporosis, disminuye el riesgo de problemas cardiovasculares, favorece la digestión, ayuda a combatir el estreñimiento, fortalece el sistema inmunológico, disminuye la presión arterial, es utilizado en el tratamiento de úlceras por presión, hidrata piel y cabello.

La variedad picual

El aceite picual se caracteriza por ser la variedad más abundante en el mundo y la mayor producción se da en España, en Jaén, seguida de Córdoba, Granada y Ciudad Real, entre otras provincias. Según la Universidad de Jaén, es la principal en Analucía, con una gran superficie cultivada y uno de cada dos olivos cultivados son de este tipo de aceituna. En la provincia de Jaén se ubica Sierra Mágina. Cubre unos quince términos municipales dedicados principalmente al cultivo de estos olivares y con su denominación de origen confieren a sus aceites de oliva virgen extra protección legal. Precisamente, la empresa Teleoliva es una de las que se dedica a la comercialización del aceite picual proveniente de esta zona protegida.

Una de las particularidades de estos olivares es la precocidad de la obtención del fruto. La aceituna picual, de la cual se extrae este maravilloso líquido, posee una forma muy particular, elipsoidal, es decir, terminada en pico y de ahí su nombre. El color de maduración de la aceituna picual es el negro y de este fruto se extrae aproximadamente el 27 % de su peso en aceite.

Entre los motivos por los que es muy apreciado el aceite picual se encuentra que es beneficioso para nuestra salud por su riqueza en en antioxidantes naturales y su alto contenido en polifenoles; un aceite con mucho cuerpo, ligeros toques de picor y amargor; idóneo para la conservación de alimentos crudos; resistente a la oxidación, lo que le permite su uso en la cocina sometiéndolo a altas temperaturas; una acidez muy baja; mantiene inalterables sus propiedades durante largo tiempo (unos 2 años) si se evitan las altas temperaturas y la luz para su adecuada conservación. 
Aprovecho para invitarles a seguirme en Facebook, Twitter, Pinterest y Google+, así como en la Comunidad de Google+ en la que ustedes pueden publicar sus recetas. Igualmente, les animo a unirse al grupo de Facebook en el que también cualquier persona comparte sus platos y fotos de comida.

¡Muchas gracias por la visita!

16 jul. 2014

Cansada de ver revistas atestadas de dietas milagro, acudo a nuestra colaboradora, la nutricionista Olivia Díaz Rodríguez. Digo cansada porque es como me siento cada vez que leo los maravillosos "milagros" que ha producido tal dieta en x famosa o cual otra en determinado personaje del celuloide. Veo negativo que muchos sujetos crean que todo lo que se cuenta en relación a este tema es cierto y que va a funcionar. Y, sobre todo, que piensen que realmente es@s famos@s bajaron de peso simplemente con lo que cuentan. Olivia siempre se ha caracterizado por contar las cosas como son. Vamos, que nada de dietas milagro para quedarnos como una sílfide. La pirámide inferior resume muy bien todas las explicaciones presentes a lo largo de este artículo.

-  En esta época del año la gente quiere bajar rápidamente de peso para poder ir a la playa y lucir cuerpo. ¿Cuál es tu punto de vista a este respecto?
- Es muy importante que las personas con sobrepeso sean conscientes de que no solo es un problema de estética, sino también de salud. Por consiguiente, es vital que tomen conciencia de la importancia de una buena alimentación acompañada de actividad física. No se trata de hacer la dieta de moda, sino que deben plantearse cambiar los hábitos de alimentación; no solo para bajar de peso, también para tener calidad de vida.

- ¿Cómo actuar ante los kilos de más que hemos acumulado?
- El peso que hemos acumulado durante largos periodos de tiempo queremos perderlo con una dieta milagrosa rápidamente. Esto no es saludable y menos aún nos garantiza un mantenimiento de peso posterior. Las dietas milagrosas no existen para una reducción de peso y mantenimiento posterior. Cuando se hace un plan de alimentación es importante  que este garantice los nutrientes básicos que la persona necesita.

- ¿Cuál sería la composición de una dieta básica para una persona sana?
- La composición de la dieta debe contener siempre proteína, hidratos, frutas y vegetales. Es muy importante no eliminar los hidratos y consumirlo todos los días. Lo que hay que cuidar es cómo los acompañamos, cantidad, elaboración y tipo de hidrato. 

- Existen varios tipos de hidratos, ¿podríamos decir que no todos son igual de beneficiosos para nuestro organismo?
- Así es. Los hidratos sencillos se almacenan más fácilmente en grasa, mientras que los complejos nos aportan energía y nos ayudan a la realización física y mental de nuestras actividades cotidianas. Los hidratos complejos deben aportar un 50% de nuestro requerimiento calórico diario. Estos hidratos complejos serían por ejemplo: las harinas la pasta, los tubérculos como la papa y el boniato, las legumbres. Los hidratos simples, que debemos evitar al máximo, serían los azúcares. En este grupo se incluyen desde el azúcar propiamente dicho o los postres, tartas, galletas,... Dentro del grupo de los azúcares considerados simples solo se aconsejan los que nos aportan las frutas.



- ¿Existen unas proteínas más adecuadas que otras en su consumo diario?
- En lo que respecta a las proteínas, las más adecuadas serían el pollo, el pavo, el conejo, pescados blancos, los azules, el cerdo. La ternera dos veces en semana y de manera ocasional  el resto como el cordero. De todas formas, la alimentación dependerá de si se padece alguna patología. Por ejemplo, con ácido úrico no se recomienda el marisco. 

- ¿Cuál sería un modelo tipo de alimentación sana?
- Un modelo de alimentación sana sería aquel en el que se incluya un 50% de hidratos complejos, un 20% de proteína y un 30% de grasa. Nunca deben faltar las frutas y las verduras a diario.

- ¿A qué te refieres cuando hablas de un 30% de grasa?
- Pues a la grasa que aportan las proteínas más dos cucharadas de aceite de oliva diario.

- ¿Las proporciones de proteínas e hidratos a consumir son iguales para todas las personas?
- Las cantidades dependerán del peso, actividad física, complexión, sexo, edad... de cada sujeto.  Por lo que los planes de alimentación se deben personalizar y mucho más si se sufre alguna patología. Mi consejo sería que huyan de las dietas milagrosas y, como mínimo, consulten a su médico de cabecera.

- ¿Cómo podemos actuar si nos da una crisis de ansiedad y nos damos un atracón o asistimos a una fiesta?
-Si padeces alguna crisis de ansiedad o tienes una fiesta es mejor que te excedas ese día y al siguiente continúes con tu plan de alimentación equilibrada. Resulta totalmente desaconsejable comer varios días alimentación no adecuada y restringir la ingesta en los días siguientes pensando, erróneamente, que esto servirá para compensar los excesos.

- ¿ Serías tan amable de poner ejemplos de alimentación equilibrada para una persona sana y que sirvan de orientación para nuestros lectores?
-  Para las personas sanas resulta vital una dieta equilibrada a fin de no sufrir a la larga problemas nutricionales, tales como anemia. Un día tipo de alimentación equilibrada para una persona sana se compondría de:


Espero que esta entrevista haya resultado útil. Ya sabes: salud, buena alimentación y a seguir los consejos de los especialistas.  Mejor acudir a nuestro médico que creer en las dietas milagro y poner en riesgo nuestra salud.

Puedes dejarme tus dudas y consultas aquí. Aprovecho para invitarte a seguirme en Facebook.

Si haces alguna de las recetas del blog, mándame fotos y dime qué tal te ha parecido. Me encantará conocer tu opinión.

¡Muchas gracias por tu visita!

21 dic. 2013

      Numerosas personas creen que tras una comida copiosa mejor dejar de alimentarse al día siguiente o reducir la ingesta. Existen múltiples bulos que corren por las redes y entre la sociedad en relación a cómo proceder para conseguir bajar esos kilos de más acumulados en fechas festivas tales como Navidad.


      Para informarnos correctamente a ese respecto, nos dirigimos a la consulta de Olivia Díaz Rodríguez, licenciada en nutrición clínica, con veinte años de experiencia en dicha especialidad en consulta privada y unos diez años, aproximadamente, a nivel hospitalario. Amablemente no solo ha respondido a nuestras preguntas, sino que se ha ofrecido  para colaborar con el blog con su experiencia.

- Para comenzar nos gustaría saber su opinión respecto al término dieta.
- Yo no soy partidaria de la palabra dieta, porque significa limitación, restricción. Lo importante es que la persona reciba un plan de alimentación para cambiar hábitos y adquirir nuevos. Además, todo plan de alimentación debe ser personalizado y guiado. Bajar sin control supone un riesgo para la salud que a la larga repercute en nuestro organismo.

- Muchas personas, sobre todo las mujeres, tienden a saltarse el desayuno y/o la cena para bajar rápidamente de peso.
- No, yo lo desaconsejo por completo. Mira, es importante que hagamos cinco comidas al día. Suprimir comidas no nos ayuda. Relentiza nuestro metabolismo. Es muy importante, fundamental, un desayuno, media mañana, almuerzo, merienda y cena. El almuerzo, sobre todo, que contenga verduras, proteínas e hidratos. No quitar nunca los hidratos de absorción lenta aunque estemos bajando de peso por exceso.

- ¿Para los neófitos en la materia, podría ponernos ejemplos de hidratos de absorción lenta?
- Todos los que son harinas y los de absorción rápida, los azúcares. Por lo que debemos evitar los de absorción rápida, pero no los otros. En realidad son los que nos dan energía, ayudan a nuestros sistema nervioso, a nuestros músculos y cerebro.

- ¿Qué hacer en estos días que nos vamos a exceder el 24, 25, 30 y 31 para que no se transformen en una gran subida de peso?
- Ya, si nosotros comemos con moderación, nos vamos a mantener en el peso. Bien es cierto que esos días comemos un poquito más, tomamos un poco más de alcohol; pero si eso se hace ocasionalmente, no tiene por qué repercutir en el aumento de peso ni en la salud. ¿Que sucede? Que el resto de los días debemos seguir con nuestro plan nutricional, con nuestra alimentación, y no quitar comida o evitar alguna para compensar porque cometeríamos un error.

- ¿Se muestra partidaria de una alimentación posterior que nos sirva para desintoxicar un poco el organismo de estas comidas copiosas?
- Se podría comer menos grasas y alimentos más ricos en agua. Claro está, que habría que analizar las circunstancias personales de cada sujeto y preparar un programa personalizado, ya que no todos los organismos responden de la misma manera y menos aún se encuentran en iguales condiciones de salud. También repercute el número de compromisos sociales, reuniones, comidas, actividad física,... Hay que recordar que la comida nos ayuda a mantener la salud o empeorarla. No se puede jugar con algo tan importante. Tal vez, si somos jóvenes, no nos demos cuenta, pero con los años lo vamos a notar. De una manera u otra se manifestará en nuestro organismo. Los excesos o las carencias siempre hacen acto de presencia en un momento u otro.

- Comenta que se podría adaptar a cada individuo un programa de alimentación personalizado atendiendo a sus circunstancias en esas fechas. ¿Y nos daría un ejemplo de lo más aconsejable, a grandes rasgos, tras las fiestas?
- Un plan de alimentación sano y equilibrado, en el que no existan excesos de grasas, acompañado todo ello de actividad física resultaría más práctico y beneficioso para el organismo que dejar de comer. Esta última opción nunca trae resultados positivos.

4 ago. 2011

Aún no me marcho de vacaciones hasta septiembre, pero voy a contarles mi experiencia. En numerosas ocasiones les he hablado de las limitaciones alimenticias con las que cuento y los problemas que, en ocasiones, acarrea el comer fuera de casa. Imagínense no solo comer, sino viajar. De todos modos, una se va adaptando a lo poco que puedan darme y bien venido es. Unas ricas verduras y algo a la plancha, ¡buena combinación cuando una está fuera de casa! ¿No creen?


La foto que ven me retrotrae a 2006. Maravilloso viaje el que realizamos mi marido y yo. Un crucero por el mediterráneo. No hemos vuelto a hacer otro porque ninguna compañía de cruceros se compromete a cumplir con mis necesidades alimenticias. La verdad, ¡me encantaría hacer otro! ¡Nunca he visto una puesta de sol tan preciosa! De momento me quedo por aquí. Todavía no toca. Creo que nunca les he comentado la lista completa las limitaciones. Bueno, aquí va.

ALIMENTOS PROHIBIDOS:
 
* Todas las verduras crudas. Siempre deben estar cocinadas.

* Ninguna de las siguientes verduras, aunque estén cocinadas: col, coliflor, pimiento, tomate, lechugas, brécol, berros, coles de Bruselas, chucrut y espinacas.

* Chocolate, canela.

* Alcohol sin evaporar,

* Leche y todos sus derivados como mantequilla, nata, yogures, quesos…Nada de lácteos procedentes de la vaca.

* Nada de garbanzos, judías,… Básicamente, ninguna legumbre que produzca gases. Las tengo que preparar yo y con una serie de ingredientes necesarios. Y, aún así, solo consigo consumirlas bastante espaciadas en el tiempo.

* Picantes: curry, guindilla, pimienta, tabasco, nuez moscada, cúrcuma, mostaza, jengibre, pimentón, azafrán,…Un poco de picante y no les quiero ni contar.

* Tampoco ningún producto enlatado que pueda contener estos condimentos. Siempre que ponga especias o picante, evitarlo; como  es el caso de mayonesas, salchichas, pastillas para caldo, cremas o salsas industriales,… Casi todos los productos industriales ya elaborados suelen contener mostaza como colorante o pimentón, especias sin especificar y lactosa.
       
* En el caso de los picantes e irritantes, ningún alimento que consuma puede haber sido elaborado en un recipiente (como por ejemplo, una freidora) que no se haya limpiado adecuadamente, cuando este ha servido para alguno de los productos mencionados con anterioridad debido a la contaminación alimenticia.

 COMIENZO A PODER TOMAR LOS SIGUIENTES ALIMENTOS:

* Leche de oveja y cabra, así como quesos puros de ambas. Nunca de vaca o con mezcla de vaca.  Y, una alegría, ¡el chocolate! 

* Podría tomar más cosas que llevan nata para cocinar o para postres si Kaiku la vendiera aquí pero aunque me he puesto en contacto con ellos en 2 ocasiones, no hay manera. Los centros comerciales tampoco están dispuestos a hacer mucho más de lo que hacen. Ante eso, aquellas personas que podrían saborear dicho producto se quedan como yo, mirando al cielo. No hay de otra.

CON BROTE:

Sencillo, todo a la plancha y al vapor, nada de queso de oveja ni cabra, ni chocolate, ni un solo frito. Vamos, más estricto aún.

Les dejo con esta información y no añadiré más para no liar la cosa. Creo que con todo lo expuesto aquí, podrán comprender un poco más el por qué de no poder comer muchos de los platos y postres que ustedes elaboran y las dificultades para encontrar hoteles, restaurantes,... De todos modos, recordar que lo que he incluido como limitaciones también suele formar parte de las indicaciones médicas para personas con úlceras, colon irritable, etc., pero cada paciente es un mundo.

Hace 41 años, 2 personas se unieron para que fruto de esa situación íntima surgiera vida. Quisiera dar las gracias por la existencia de ese momento a mis padres, gracias a los cuales estoy aquí. Me dieron el mayor regalo que un ser humano puede tener: "¡La vida!" También quiero agradecer a mis antepasados, a todos los incluidos y excluidos, porque gracias a ellos surgieron las generaciones necesarias para llegar hasta mí. Cada día siento más la emoción de un agradecimiento profundo a todos, con la certeza de que da lo mismo en las condiciones en las que se diera pues si no se hubiera producido de la manera en la que sucedió, tal vez yo no existiría. Y hoy sé que todo ha sido como tenía que ser. ¡Gracias!

21 feb. 2011

En junio del  2007 comenzó un estilo de vida diferente para mí. No nací con proctitis o sí, lo cierto es que no supe nada a ese respecto hasta hace más de 3 años. La palabra ni me sonaba y se trata de algo que desconocía por completo. ¿Encajarlo? ¡Difícil! Sí, me resultó bastante difícil asimilar que me encontraba ante un cambio de hábitos alimenticios y que iba a vivir con una enfermedad (según los médicos) de por vida. Tal vez pudiera pasar periodos largos en los que viviera más o menos normal, pero nada ni nadie podía asegurármelo. Sé que hay personas con enfermedades graves y que día a día conviven con ellas. Solo les puedo decir que les deseo todo lo mejor.

Ahora bien, mi intención al abrir este blog es dar a conocer mi experiencia y cómo amoldé la alimentación y jugué con ella para hacerla más agradable. Por lo cual, relataré un poco lo que el médico me contó y cómo lo entendí. El especialista de digestivo me explicó que padecía una enfermedad de carácter inmunológico (autoinmune), que algunos alimentos debía eliminarlos y probar con otros. También describió de qué se trataba y apuntó que una situación nerviosa no repercutía y sí un shock.
Hay variedades dentro de las enfermedades digestivas, muchas, y cada persona es un mundo, incluso tratándose de la misma patología. Debemos investigar con nosotros mismos qué alimentos nos sienta bien y cuáles mal. De todos modos hay unos cuantos que no deberíamos ni probar, pues nos perjudican; tal es el caso de lácteos, picantes, irritantes y alcohol. Yo tengo afectada la parte baja del colon. Vamos, que muchas veces ni me puedo sentar de cómo me duele, aunque te habitúas poco a poco a convivir de la mejor manera. Cierto es que debes aceptar todo lo que conlleva la enfermedad y creo que eso te ayuda a seguir. Por lo menos así me funciona a mí.
                Tras este panorama y con una serie de limitaciones, comencé a probar cómo conseguir que la comida me resultara más sabrosa. Y poco a poco experimenté. Debo reconocer que no hay muchos sitios que preparen comida al momento y se arriesguen a atender a personas con limitaciones alimenticias, por lo menos en donde vivo. En los restaurantes me ofrecían carne a la plancha y verduras. Claro que eso no me resultaba tan diferente a lo que yo hacía y me desconsolaba viendo comer a otros.
Recuerdo que la primera vez que salí, tras diagnosticarme la enfermedad, fue por mi cumpleaños. Un familiar se pidió todo lo que me gustaba y ya no podía comer. Acto seguido me comentó: «debes acostumbrarte, los demás no vamos a dejar de comer cosas porque tú estés con nosotros, eres tú la que debes acostumbrarte». Lloré desconsoladamente en el baño del restaurante, pero dicen que lo que no mata te hace más fuerte y debe ser cierto. A día de hoy evito quedar con esta persona. Una cosa es que no puedas comer algunos alimentos y otra que te los restrieguen en la cara en tu primera salida y encima el día de tu cumpleaños. 
Ya iré narrando un poquito más de mi experiencia e intentaré esforzarme por esto que me gustaría transmitir a través del blog que es enviar un mensaje positivo y esperanzador. Después de unos duros comienzos, tanto para mí como para los que me rodean (que ellos también lo pasan muy mal), las cosas van cambiando y buscas soluciones para sentirte bien con lo que te toca vivir.
¡Feliz semana y gracias por estar ahí!