Alcachofas con jamón, una receta clásica que a todos gusta. Hoy les comentaré la forma que a mí me parece más sencilla y rápida para prepararlas al comprarlas frescas. La temporada de las alcachofas es entre los meses de noviembre a marzo. En ocasiones se produce una recolección temprana de septiembre a octubre, y una recolección tardía entre abril y mayo. Si bien, la mejor época para comprarlas y consumirlas es en invierno. Por lo que las que les traigo hoy pertenecen a la recolección tardía.


INGREDIENTES (para 2 personas): 4-6 alcachofas, 100 gramos de jamón ibérico o serrano en tacos o tiras, aceite de oliva virgen en espray, sal, agua, perejil y limón.

ELABORACIÓN:  quitar todas las hojas externas hasta estar próximos al corazón de la alcachofa, como se ve en la foto. Cortar las puntas y pintar con limón para que no se oscurezcan. En una olla rápida poner agua y las alcachofas con un poco de sal gruesa, unas rodajas de limón y unas ramas de perejil. En el momento en el que suba la válvula de la olla, mantener a fuego medio otros 5 minutos. Cortar el jamón en tiras o tacos, al gusto. Precalentar el horno durante 10 minutos a 180º y preparar una fuente con un poco de aceite de oliva, colocar las alcachofas bien escurridas en la bandeja. Introducir en el horno a la misma temperatura 3 minutos. Transcurrido este tiempo, abrir el horno, rociar con aceite de oliva al gusto (mejor ponerle poco para que no queden aceitosas). Colocar sobre las alcachofas el jamón, cerrar el horno y dejar otros 2 minutos más a la misma temperatura. Si les gusta el jamón más hecho, hornear todo desde el principio (5 minutos seguidos).

CONSEJOS:
* Esta receta rápida de alcachofas con jamón se cocinan en 10 minutos, lo que más tiempo quita es limpiarlas.
* Ponerse unos guantes para que no se les tiñan las manos al limpiar las alcachofas.
* Quitar primero las hojas, luego cortar las puntas y finalmente el rabo o tallo.
* No me agrada  mucho cambiar el sabor de las alcachofas con el limón. Este se emplea para que no se oxide. 
* El perejil también se emplea para que no se oxide. De ahí que, al no gustarme el amargor del limón, combine las rodajas de limón con ramas de perejil.
* Así como les he comentado que cada horno es un mundo y de ahí que los tiempos varías, hay que mirar las indicaciones de la olla rápida porque los tiempos también dependen de lo nuevas o antiguas que sean estas. Por lo que resulta aconsejable recordar cuánto tardan en cocinarse las verduras enteras en vuestras ollas y aplicar ese tiempo a las alcachofas.
* Las alcachofas se pueden rellenar con huevo picado, un poco de pan rallado y jamón, por ejemplo.
* Esta misma receta se puede hacer con alcachofas de bote que están cocidas ya. Solo tendrían que hacer el paso del horno.
* Fuera de temporada pueden utilizar también alcachofas congeladas. Estas se cocinan siguiendo las indicaciones del paquete. Si bien, una forma muy rica es calentarlas en la sartén y cuando esté a punto de cumplirse el tiempo indicado en la bolsa, añadir unos dientes de ajo bien picados y el jamón.

Aprovecho para invitarles a seguirme en Facebook, Twitter, Pinterest y Google+, así como en la Comunidad de Google+ en la que ustedes pueden publicar sus recetas. Igualmente, les animo a unirse al grupo de Facebook en el que todos pueden publicar sus platos y fotos de comida.

¡Muchas gracias por la visita y feliz día!

Imprimir o exportar PDF
Reacciones: