Este salmón está preparado al horno sobre  una capa de verduras y con una costra de sésamo de Santa Rita Harinas que le da un toque especial. Una elaboración sencilla, para un plato de lujo.

INGREDIENTES (para dos): 250 gramos de espárragos, 250 gramos de setas o champiñones , un puñado de ajetes, 400-500 gramos de salmón fresco en un filete o 2 rodajas, sal, especias al gusto, sésamo según apetencia.

ELABORACIÓN: precalentar el horno a 180º; mientras, colocamos en una bandeja los champiñones o setas, los espárragos y los ajetes. Salar y aderezar con orégano, ajo y cebolla en polvo (al gusto o según puedan por salud). Este plato no lleva aceite. Las verduras se asarán en el horno durante 15 minutos, calor arriba y abajo, manteniendo la misma temperatura. Transcurridos estos minutos, incorporamos el salmón y lo aderezamos; en nuestro caso lleva solo sal. Mantendremos unos 10 minutos, momento en el que miraremos el color y si realmente se ha hecho o todavía le falta. No pasar de tiempo porque eso hará que quede poco jugoso. El momento justo para apagar el horno es cuando abrimos el salmón un poco (con cuidado) por el centro y vemos un color naranja casi opaco. Dos o tres minutos antes de que finalice el tiempo de cocción, colocaremos las semillas de sésamo sobre el pescado. Le dará un toque crujiente muy sabroso.

En esta ocasión conté con una modelo de excepción para las fotos, mi buena amiga Laura del blog "Sano y de Rechupete". Ella, su marido y el mío pueden dar buena cuenta de la comida porque no dejaron nada. ¡Vamos, que se comieron hasta las raspas!  

Este plato lo puedes acompañar de pasta o de papas (patatas). Nosotros lo comimos con un riquísimo puré de papas y zanahorias. La receta próximamente aquí, pero es similar a la del puré de batata, verduras y leche de soja.


Imprimir o exportar PDF
Reacciones: