Follow my blog with Bloglovin
A la mayoría de las personas que conozco les gusta la pasta. No sé si a ti te ocurrirá lo mismo. Entre mis favoritas se encuentran los galets rellenos y gratinados. La salsa es espectacular, pero es necesario que la tritures muy bien. Para ello vas a necesitar un brazo o una batidora. Si no tienes, te aconsejo que primero te asesores bien para comprar la máquina adecuada. En esta página, por ejemplo, encontrarás muy buena información sobre pequeños electrodomésticos.

Galets rellenos y gratinados

Galets rellenos y gratinados, receta fácil y sabrosa

Siempre había visto platos de sopa de galets en las redes y no me motivaba mucho ponerme a hacerla. No sé por qué, tal vez se deba a mi identificación con Mafalda y su reacción con las sopas.  Con los años las personas vamos cambiando y en estos momentos sí que las consumo, aunque reconozco que sigue sin interesarme mucho usar los galets para tal fin. Así que un día preparé unos lumaconis rellenos (ya sabes que es lo mismo, pero que se le puede llamar de diversas maneras) y me encantaron.

Estos galets son muy fáciles de elaborar y con productos bastante económicos. Estoy segura de que si te animas a hacer la receta, verás qué quedan muy ricos y podrás disfrutar de esta comida. Para que no te pierdas ni un solo detalle, te dejo el vídeo de mi canal de YouTube para que puedas ver el paso a paso.

En mis platos observarás que faltan algunos ingredientes habituales en la elaboración de los platos. Si me sigues desde hace años sabrás que es por temas de alergias e intolerancias. Por ello no encontrarás pimienta, tomate o pimientos, por ejemplo, que le aportan un plus de sabor a las comidas. Con lo cual, no me queda de otra que agudizar el ingenio. Eso sí, siempre me gusta dejar trucos y consejos al final para que esos alimentos que yo no empleo, tú puedas agregarlos siguiendo mis indicaciones o tus apetencias.

Además, soy consciente de que durante el confinamiento se han preparado recetas más elaboradas. Si has llegado al blog en esta época tan difícil que estamos viviendo, tal vez este sea tu plato. ¿Por qué? Porque aunque es muy fácil, vas a necesitar dedicarle un poco de tiempo. ¡Anímate a hacerlo y te sorprenderá!

Ingredientes para el relleno de los galets

85 g de queso rallado sin lactosa o con lactosa

250 g de bacón

350 g de nata sin lactosa o con lactosa

Aceite de oliva virgen

130 g de pasta lumaconi

2 zanahorias grandes

1 calabacín grande

2 varas de apio

1 hoja de laurel

100 o 200 ml de leche sin lactosa o con lactosa para la salsa

Tomillo

Orégano

Agua

Sal

Tiempo total de elaboración: 50 minutos

Ingredientes galet

Receta de galets rellenos y gratinados

  1. Vierte un poco de aceite de oliva en una sartén.  Agrega las zanahorias y el apio cortados en daditos pequeños.
  2. Coloca la pasta con mucho cuidado en una cacerola mientras se va calentando el agua. Echa un poco de agua caliente sobre los galets, adereza con sal y añade un pequeño chorrito de aceite de oliva.
  3. Termina de incorporar el agua caliente a la cacerola hasta cubrir bien la pasta. Cocínala a fuego medio el tiempo indicado en el paquete, en mi caso ponía 14 minutos.
  4. Mientras se cocina, aprovecha para seguir preparando el relleno de la pasta. Con el apio y la zanahoria bien pochados, añade tomillo, orégano, laurel, sal y un poco de aceite de oliva.
  5. Ahora es el momento de incorporar el calabacín troceado y cocinarlo a fuego medio hasta que esté hecho a tu gusto. Remueve de vez en cuando para que no se pegue la verdura.
  6. Cuando esté casi al punto, añade el bacón en trozos y mezcle bien. Tras unos 3 o 4 minutos pon la nata. Remueve nuevamente durante 1 minuto y después quita la hoja de laurel.
  7. Apaga el fuego, coloca en un cuenco un poco más de la mitad de nuestras verduras y bacón cocinados y reserva. Tritura la parte que no has reservado.
  8. Agrega al cuenco con las verduras y el bacón solo la mitad de la mezcla que acabas de triturar. Ese va a ser el relleno.
  9. Ojo, reserva el sobrante triturado. Mezcla bien las verduras y bacón con la salsa que acabas de añadir. Aprovecha para precalentar el horno con calor arriba y abajo a 180º y sigue con la receta.

Cómo rellenar y hornear galets

  1. Escurre bien los galets y colócalos en una bandeja de horno forrada en aluminio (esto es opcional). Yo la forro por comodidad, ya que se ensucia menos la bandeja y luego resulta más fácil limpiarla.
  2. Comienza a rellenar con cuidado la pasta con la mezcla reservada en el cuenco con verduras, bacón y salsa.
  3. A la salsa sobrante que habías reservado antes añádele un poco de leche y tritura nuevamente.
  4. Pon la leche poco a poco hasta que obtengas la consistencia deseada, te quedará más líquida que la primera.
  5. Ahora, viértela sobre los galets rellenos de verduras y bacón, y pon por encima el queso rallado.
  6. Coge la bandeja y llévala al horno. Mantén el horno a la misma temperatura con calor solo abajo hasta que se funda el queso. Sin grill para no secar mucho la pasta.
  7. Una vez fundido el queso, saca la bandeja del horno y sirve al gusto. Eso sí, con salsita, que no falte que está riquísima.

Galets con verduras, rellenos y grtinados

Trucos y consejos para hacer galets rellenos

  • Ya ves que empleo ingredientes sin lactosa por mi intolerancia, tú cámbialos por los que empeles habitualmente: vegetales o con lactosa.
  • Si quieres que el plato tenga menos calorías, cambia la nata por leche evaporada,  te va a quedar una pasta igual de rica.
  • El relleno lo puedes agregar en trozos, como hice yo, o triturar todo y reservar una parte para la salsa.
  • En caso de triturarlo todo intenta lograr una consistencia cremosa, no pastosa. Para ello vete agregando algo de leche y, como te dije al principio, usa un buen aparato.
  • Si lo haces poco a poco obtendrás el punto de cremosidad deseado, resultando más suaves los galets al comerlos.
  • En esta ocasión quité la hoja de laurel, pero puedes dejarla; triturada le da un punto extra de sabor.
  • Cuando tritures por primera vez la parte del relleno reservada, prueba el punto de sal y rectifica si hiciera falta.
  • En ese momento también puedes incorporar un poco de pimienta si te gusta el picante, incluso  cúrcuma.
  • Ya sabes que yo no puedo tomar esas especias. Ahora, si pudiera, yo le pondría una pizca de cúrcuma, no de pimienta.
  • Cuando vuelvas a triturar la mezcla para hacer la salsa final, prueba nuevamente el punto de sal.
  • Si puedes comer tomate, añádele a las verduras un poco rallado, pues le da un punto de sabor muy bueno a estos galets rellenos.
  • Puede que no te  agrade la zanahoria. Cámbiala por otra verdura como pimientos rojos o pimientos naranjas, por ejemplo.
  • Si tienes problemas con el gluten, busca los galets o lumaconis sin gluten. Existen varias marcas que comercializan este producto.

Si te gusta la pasta, no te puedes perder estas deliciosas recetas:

  1. Pasta al pesto sin lactosa
  2. Espaguetis con verduras y queso sin lactosa
  3. Fusilli veganos con verduras y nata de soja
  4. Pasta lumaconi rellena de pollo y con salsa de verduras
  5. Ensalada de arroz, piña y pollo con salsa de yogur

¿Quieres conocer más platos de pasta y no perderte mis recetas? Entonces, suscríbete al blog pinchando aquí. Te espero también en mi canal de YouTube.

Muchas gracias por la visita a mi blog de recetas de comida saludables y fáciles.